REPUBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA
JUZGADO DEL MUNICIPIO MIRANDA

REPUBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA
EN SU NOMBRE
JUZGADO DEL MUNICIPIO MIRANDA DE LA CIRCUNSCRIPCION
JUDICIAL DEL ESTADO ZULIA.-

EXPEDIENTE: ……….No. 1.361-06.-
SENTENCIA: …………No. 1.118.-
CAUSA:………………..CUMPLIMIENTO DE CONTRATO.
DEMANDANTE (S): …JOSE LUIS VARGAS FERRER.
DEMANDADO (S): …..FERNANDO DAVID MORALES LOLETT.

Se inicio el presente juicio por demanda que por CUMPLIMIENTO DE CONTRATO intento el ciudadano JOSE LUIS VARGAS FERRER, venezolano, mayor de edad, soltero, titular de la cédula de identidad No. 12.373.568, domiciliado en el Municipio Miranda del Estado Zulia, asistido por el abogado en ejercicio EMIL DIAZ, inscrito en el Inpreabogado bajo el No. 28.463, contra el ciudadano FERNANDO DAVID MORALES LOLETT, venezolano, mayor de edad, soltero, titular de la cédula de identidad No. 15.194.431, y del mismo domicilio.- Fundamentando dicha demanda en un contrato de compra venta el cual fue acompañado al libelo de demanda.
Alega el demandante en su libelo de demanda que el ciudadano FERNANDO DAVID MORALES LOLETT le vendió por la cantidad de CINCO MILLONES DE BOLÍVARES (Bs. 5.000.000,oo) en forma pura y simple, perfecta e irrevocable, libre de gravamen de cualquier naturaleza y sin reserva alguna, un inmueble de su única y exclusiva propiedad, constituido por una casa de habitación constante de sala, comedor, tres cuartos, cocina, sala sanitaria, lavandería y porche, construida con paredes de bloques de cemento, techos de zinc, pisos de cemento, con puertas de madera y de hierro con ventanas de vidrio y aluminio, ubicada en el sector 01, vereda 12, signada con el Nº 11, de la Urbanización Capitán de Fragata “Felipe Baptista” en jurisdicción de la parroquia Altagracia del Municipio Miranda del Estado Zulia, y cuyos linderos y medidas son los siguientes: Norte, lado con la casa Nº 27 de la Avenida 02, y mide quince metros (15 mts); Sur, lado con la casa Nº 09, y mide quince metros (15 mts); Este, su frente con vereda 12 y mide diez metros (10 mts); y Oeste, su fondo con la casa Nº 12 de la calle 03, y mide diez metros (10 mts); todo lo cual consta en el contrato de compra venta autenticado antes el Registro Inmobiliario del Municipio Miranda del Estado Zulia con funciones notariales, el día 22 de Diciembre de 2005, inscrito bajo el Nº 95, Tomo 18, de los libros de autenticaciones llevados por dicho Registro.
Alega que desde la fecha que realizaron dicha negociación, y hasta la fecha, a pesar de haber cumplido con sus correspondientes deberes y obligaciones que la ley le impone como comprador, principalmente la entrega del precio y demás gastos pertinentes, incluso otros que no le correspondían, como por ejemplo el pago por consumo de agua potable de dicho inmueble a la empresa Hidrolago, el ciudadano FERNANDO DAVID MORALES LOLETT, continua y sistemáticamente se ha negado a cumplir con los deberes y obligaciones que la ley le impone como vendedor, esencialmente la entrega de la cosa por él vendida a su persona, en este caso, la vivienda antes descrita, habiendo llegado al extremo de exigirle cantidades de dinero adicionales como condición para entregarle dicho inmueble, lo cual alega haber hecho sin resultado alguno favorable a su persona.
Que en consecuencia, por todo lo anteriormente expuesto, y en vista de que el ciudadano FERNANDO DAVID MORALES LOLETT sigue ocupando indebidamente el inmueble antes referido, a pesar de todas las diligencias extrajudiciales que manifiesta haber realizado hasta la fecha para que éste cumpla voluntariamente con lo convenido y para que desocupe el inmueble antes referido y le haga su entrega material, ya que alega que le pertenece legalmente, y él ha hecho caso omiso a sus requerimientos de desocupar dicho inmueble, alegando que no tiene a donde ir, y es por ello que acude ante este Tribunal a demandar al ciudadano FERNANDO DAVID MORALES LOLETT, por cumplimiento de contrato de compra venta para que voluntariamente convenga en ello o en caso contrario el Tribunal lo obligue a desalojar definitivamente el inmueble antes dicho y le ponga en posesión material del mismo.
Dicha demanda fue admitida por auto de fecha 20-04-06, ordenándose la citación de la parte demandada para que diera contestación a la demanda incoada en su contra.
En fecha 25-04-06, la parte actora asistida por el abogado Emil Díaz, confiere poder apud acta al antes referido abogado y a los abogados Alanny Díaz, y Laideline González.-
En fecha 26-04-06, el ciudadano Alguacil de este Tribunal deja constancia de haber consignado boleta de citación y compulsa del ciudadano Fernando Morales, por no haber sido posible lograr la citación personal del demandado.
En vista de lo anterior, en fecha 27-04-06, el apoderado actor Emil Diaz, solicita a este Tribunal se procede a practicar la citación del demandado mediante carteles, y solicita se decrete medida cautelar de secuestro del inmueble objeto de la presente acción. Mediante auto de fecha 08-05-06, este Tribunal ordena la citación cartelaria del demandado.
En fecha 09-05-06, el apoderado actor recibe ejemplar del cartel de citación para ser publicado en los diarios “La verdad” y “El Regional”; y en fecha 15-05-06 consigna un ejemplar de carteles publicados, y solicita al Tribunal proceda a la fijación en la morada del demandado de un ejemplar de dichos carteles de citación a través de la Secretaria Suplente de este Tribunal y una vez verificado esto se deje constancia de haberse cumplido con las formalidades establecidas en el artículo 223 del Código de Procedimiento Civil.
En fecha 16-05-06, se agregó al expediente lo antes indicado y la Secretaria Suplente de este Tribunal en cumplimiento de lo establecido en el artículo 223 del Código de Procedimiento Civil, hace constar que en la misma fecha fue fijado cartel de citación en la casa de habitación del ciudadano Fernando Morales.
En fecha 12-06-06, el apoderado actor expone que por haber transcurrido íntegramente el lapso establecido en el cartel de citación, para que el demandado se diera por citado, solicita que se proceda a nombrar defensor ad litem, y solicita se decrete medida de secuestro sobre el inmueble objeto de este juicio. Mediante auto de fecha 21-06-06, el Tribunal provee de conformidad y en consecuencia designa a la abogada Nuris Gutierrez como defensora ad litem y se ordena su notificación.-
Cumplida la notificación de la defensora ad litem designada, sin que la misma compareciera ante este Tribunal , en fecha 07-07-06 se revoca dicho nombramiento y designa a la abogada Zureya Alaña, ordenando su notificación.

Cumplida la notificación de la defensora ad litem designada, comparece en fecha 14-07-06 a presentar excusas por no poder aceptar el cargo, por lo cual este Tribunal en la misma fecha, revoca dicho nombramiento y designa al abogado Edison Reyes, ordenando su notificación.
Cumplida la notificación del defensor ad litem designado, en fecha 01-08-06, el abogado Edison Reyes, acepta el cargo y presta el juramento de ley, y el 03-08-06, la apoderada actora Alanny Díaz, solicita al Tribunal practicar la citación en la persona del mismo, lo cual se provee mediante auto de fecha 08-08-06.
Cumplida la citación del defensor ad litem en fecha 14-08-06, comparece en fecha 19-10-06 a dar contestación a la demanda, manifestando que es cierto que celebró un contrato de compra venta en fecha 22-12-05 con el ciudadano José Luis Vargas Ferrer, sobre el inmueble descrito en el referido contrato quedando por reproducidas en el escrito de contestación. Tal instrumento manifiesta quedó inscrito en los libros del Registro Inmobiliario con funciones notariales bajo el Nº 95, Tomo 18 de la fecha antes mencionada.
Niega, rechaza y contradice todos y cada uno de los hechos legados por la parte demandante en relación a la supuesta negativa de la entrega material del inmueble objeto de la compra venta, manifestando que por el contrario siempre ha estado en la disposición de cumplir las obligaciones que la ley le impone como vendedor.
En fecha 15-11-06 y 17-11-06, el apoderado judicial de la parte actora abogado Emil Díaz, consigna escritos de promoción de pruebas. Dichos escritos son admitidos por este Tribunal mediante auto de fecha 27-11-06.
En la misma fecha 27-11-06, este Tribunal dicta sentencia interlocutoria declarando improcedente la prueba de Inspección Judicial solicitada por el apoderado judicial de la parte actora en su escrito de fecha 15-11-06.
En fecha 05-03-07, el apoderado judicial de la parte actora abogado Emil Díaz, consigna escrito de informes.
En fecha 19-03-07, la parte actora solicita al Tribunal sentenciar la presente causa.
Se observa que solo la parte actora promovió e hizo evacuar pruebas.-

Evacuadas como fueron las pruebas promovidas por la parte actora, y siendo la oportunidad para dictar sentencia, esta Juzgadora pasa a valorar el material probatorio que consta en actas:

PRUEBAS DE LA PARTE DEMANDANTE

Consignó con el libelo de demanda documento de compra venta autenticado ante el Registro Inmobiliario del Municipio Miranda del Estado Zulia con funciones notariales, el día 22 de Diciembre de 2005, anotado bajo el Nº 95, Tomo 18 de los libros de autenticaciones llevados por dicho Registro. Del análisis realizado a esta documental se observa que el contenido de dicho documento fue convalidado por la parte demandada en su escrito de contestación a la demanda, por lo que en todo su contenido goza de plena fe pública al haber sido presentada ante una autoridad pública facultada legalmente, por lo cual quien juzga la valora, a tenor de lo establecido en el artículo 429 del Código de Procedimiento Civil como plena prueba, demostrando la cualidad de comprador del demandante ciudadano José Luis Vargas Ferrer, y de vendedor del demandado ciudadano Fernando David Morales Lolett quienes celebraron contrato de compra venta del inmueble descrito en actas por la cantidad de CINCO MILLONES DE BOLIVARES (Bs. 5.000.000,oo), con las obligaciones que establece la ley para ambas partes. Así se decide.-
Durante el lapso probatorio invocó el merito que a su favor arrojan las actas procesales. En relación con la solicitud de apreciación del mérito favorable de los autos, ella no es un medio de prueba, sino la solicitud de aplicación del principio de la comunidad de la prueba o de adquisición, que rige en todo el sistema probatorio venezolano y que el Juez está en el deber de aplicar de oficio siempre, sin necesidad de alegación de parte, razón por la cual al no ser promovido un medio susceptible de valoración, este Tribunal considera que es improcedente valorar tales alegaciones.- Así se decide.-
Ratifica la documental presentada con el libelo de demanda, constituido por el contrato de compra venta celebrado entre los ciudadanos José Luis Vargas Ferrer y Fernando David Morales Lolett. La anterior ya fue valorada por esta Sentenciadora anteriormente. Así se decide.-
Promovió las testimoniales juradas de los ciudadanos OMAR ANTONIO URDANETA URDANETA, ADALBERTO GERARDO DELGADO y FREDDY RAFAEL REYES LEON, mayores de edad, titulares de las cédulas de identidad números C.I.- Nº V-5.179.052, C.I.- Nº V-11.606.403, y C.I.- Nº V-4.706.605, respectivamente, quienes fueron evacuados en fecha 19-12-06, manifestando que conocen a los ciudadanos José Luis Vargas Ferrer y Fernando David Morales Lolett; que este último le vendió al ciudadano José Luis Vargas Ferrer, una casa signada con el Nº 11, vereda 12, sector 01, de la urbanización Capitán de Fragata Felipe Baptista , parroquia Altagracia Municipio Miranda del Estado Zulia, y que les consta que el ciudadano Fernando David Morales Lolett se ha negado en varias ocasiones a entregarle voluntariamente la casa antes indicada porque no tiene para donde irse.
De los anteriores testigos, se observa que los mismos muestran contesticidad en lo declarado por ellos y lo alegado en el libelo de la demanda, manifiestan conocer los hechos que declaran, no incurren en contradicciones, dan fe de los hechos que narran, por todo lo cual son estimados por este Tribunal a favor de su promovente. Así se decide.-
Promovió Inspección judicial en el inmueble o casa objeto de este litigio. Respecto a la misma este Tribunal se pronunció mediante sentencia interlocutoria de fecha 27-11-06, declarando improcedente la misma. Así se decide.-
Promovió pruebas gráficas que corre al folio 82, constante de tres (3) fotografías que según su manifestación corresponden a la fachada del inmueble objeto del presente juicio, las cuales fueron tomadas una en forma frontal, y las dos restantes en forma diagonal en sentido norte – sur y viceversa. La anterior no puede ser valorada por cuanto no dilucida los hechos controvertidos. Así se decide.-

Así pues, de acuerdo con la regla general sobre distribución de la carga de la prueba, al actor le correspondía demostrar los hechos alegados en su libelo de demanda, lo cual hizo con el contrato de compra venta que demuestra la obligación que nació de ese contrato y que se evidencia de él; el actor no está gravado con la carga de probar el incumplimiento porque el nacimiento de su derecho lo faculta, por sí mismo, a pedir su satisfacción, quedando determinado por esta Sentenciadora con dicho contrato, emanando del mismo una relación de identidad entre el demandante José Luis Vargas Ferrer y el demandado Fernando David Morales Lolett, quedando evidenciada la existencia de la obligación del vendedor Fernando David Morales Lolett demandada en cumplimiento. Así se decide.-
Por otra parte, no habiendo la parte demandada probado los alegatos de la parte demandante negados por ella en la contestación de la demanda referentes a su negativa a efectuar la entrega material del inmueble objeto de la compra venta, al no lograr desvirtuar la veracidad del hecho alegado por la parte demandante se tienen como admitidos, más aún cuando en la contestación de la demanda manifiesta su disposición de cumplir con las obligaciones que la ley le impone como vendedor, siendo que el actor fundamenta su pretensión de conformidad con lo establecido en los artículos 506 del Código de Procedimiento Civil y 1354 del Código Civil. Así se decide.-

Establece el artículo 1159 del Código Civil:
“Los contratos tienen fuerza de ley entre las partes… ”

Establece el artículo 1160 ejusdem:
“Los contratos deben ejecutarse de buena fe y obligan no solamente a cumplir lo expresado en ellos, sino a todas las consecuencias que se derivan de los mismos contratos, según la equidad, el uso o la ley.”

Así las cosas, aplicando a la pretensión y a su defensa las pruebas de autos y las que derivan de los criterios admisibles para casos semejantes, como son las máximas de experiencia y el régimen pertinente a la interpretación de los contratos, a los términos alegados por la parte actora y a lo expuesto por la parte demandada, no tiene más esta Juzgadora que declarar con lugar la presente demanda y así deberá hacerlo en la parte dispositiva de este fallo. Así se decide.-

DECISION

Por los fundamentos antes expuestos este JUZGADO DEL MUCIPIO MIRANDA DE LA CIRCUNSCRIPCION JUDICIAL DEL ESTADO ZULIA, administrando justicia en nombre de la República Bolivariana de Venezuela y por Autoridad de la Ley, declara:

PRIMERO: CON LUGAR la demanda que por CUMPLIMIENTO DE CONTRATO siguió el ciudadano JOSE LUIS VARGAS FERRER contra el ciudadano FERNANDO DAVID MORALES LOLETT. En consecuencia se condena a la demandada a dar cumplimiento a la obligación de desocupar el inmueble situado en el Sector 01, vereda 12, signada con el Nº 11, de la Urbanización Capitán de Fragata “Felipe Baptista” de la Parroquia Altagracia, Municipio Miranda Autónomo del Estado Zulia, antes identificado, libre de personas y cosas.-

SEGUNDO: Se condena en costas a la demandada por haber sido vencida totalmente en este fallo.-

PUBLIQUESE, REGISTRESE.-
Expídase copia certificada por Secretaria de este fallo y déjese en el archivo de este Tribunal de conformidad con el artículo 248 del Código de Procedimiento Civil a los fines del artículo 1.384 del Código Civil.-

Dada, firmada y sellada en la Sala del Despacho del JUZGADO DEL MUNICIPIO MIRANDA DE LA CIRCUNSCRIPCION JUDICIAL DEL ESTADO ZULIA, en Los Puertos de Altagracia, a los treinta (30) días del mes de Marzo del año dos mil siete.-Años: 196° de la Independencia y 148° de la Federación.-

La Jueza,


Abog. Nodesma Mudafar de Ramírez.

El Secretario,


Abog. Jesús Enrique Peralta R.


Siendo las nueve y cuarenta y cinco de la mañana (9:45 a.m.) se dictó y publicó el fallo que antecede bajo el No. 1.118.-

El Secretario,
















NMdeR/jpr/mf.-